“Pequeños Héroes secretos disfrazados de caracteres que simulan ser tipografías detrás de nuestras plataformas virtuales hablando en un lenguaje complejo llamado programación”

Hubo un momento de la historia que cada poster de cine dejó de crear su propia tipografía a mano y comenzaron a acercarse a los ordenadores en donde una fuente en películas de acción y drama tomo mucha importancia.

La familia tipográfica Helvética es conocida por todo el mundo y elegida por varios diseñadores. La helvética siempre, o en la mayoría de los casos, funciona bien. Incluso, cuando no se usa en letras. Su neutralidad, versatilidad y alta legibilidad, no solo se pone en el ABC, sino que productos y proyectos arquitectónicos.